ECONOMÍA
02/05
Moratoria de la Provincia de Buenos Aires
La legislatura bonaerense sancionó la ley que implementa un procedimiento para la regularización de determinadas obligaciones con importantes condonaciones de multas e intereses.
Por medio de la Ley N° 15279 se establece un régimen para la regularización de deudas provenientes de los Impuestos Inmobiliario - básico y complementario- y a los Automotores -respecto de vehículos automotores y embarcaciones deportivas o de recreación-. Es destacable mencionar que la moratoria no contempla acceder por deudas contraídas por el Impuesto sobre los Ingresos Brutos.

El régimen sancionado comprenderá las deudas que registren los contribuyentes por los impuestos mencionados, con sus intereses y multas, vencidas durante el año 2020 que se encuentren en instancia prejudicial. Se podrá realizar el pago en hasta 24 cuotas mensuales, iguales y consecutivas, con o sin intereses de financiación conforme defina ARBA en su reglamentación.

La novedad importante de esta nueva ley es que se aplica una condonación de intereses para los contribuyentes que accedan a la presente moratoria. Estos beneficios se establecen por segmentos según la totalidad de los ingresos brutos declarados en el ejercicio fiscal 2020. Si el sujeto no se encontrara inscripto en el Impuesto sobre los Ingresos Brutos, los segmentos se determinarán de acuerdo a la sumatoria de valuaciones fiscales de sus bienes.


5* Actividad principal afectadas por la emergencia sanitaria producida por el COVID-19 y 6* Si no fuera posible determinar el segmento en el que corresponda ubicar al contribuyente por falta de información o de no cumplimentarse los requisitos que establezca ARBA.

La moratoria también incluye la posibilidad de rehabilitar planes de pago cuya caducidad hubiera operado durante el año 2020. Asimismo, quedan los planes de pago que se hubieran otorgado en el marco de la Ley Nº 14890.

Para cerrar, mencionamos que forma parte de la presente ley un régimen de regularización de deudas de agentes de recaudación y otro para deudas originadas en sanciones por infracciones laborales y de seguridad e higiene. Estos últimos temas serán tratados en las próximas notas.