17/09
Albertistas vs cristinistas: la nueva grieta evidencia tensiones en el Frente de Todos marplatense
Desde un sector de los movimientos sociales salieron a bancar al presidente. Otro, apalancado por Cristina, se diferencia. Un grupo de concejales se limitaron a compartir la carta, mientras que otro permanece agazapado en silencio.

Como una sorpresa del destino, la grieta que volvieron a evidenciar las urnas entre el Frente de Todos y Juntos por el Cambio el pasado domingo en poco más de 48 horas se trasladó hacia las propias filas del oficialismo. Albertistas y cristinistas es la nueva confrontación que marca el mapa político y las tensiones ya se sienten en el Frente de Todos marplatense, al que le esperan dos meses de campaña luego de una dura derrota por casi 20 puntos frente al gobierno municipal.

Es en el seno de los movimientos sociales donde los extremos más se plasmaron en público. La primera en abrir el fuego fue Sol de la Torre, de Patria Grande, el espacio referenciado con el papista Juan Grabois. Mientras estallaba la bomba con las múltiples renuncias, incluida la de Fernanda Raverta, la concejal salió con los tapones de punta contra la presentación de la Ley de Promoción de Inversiones Hidrocarburíferas.

“La decisión se tomó a contramano de lo que muchos y muchas expusimos en la Audiencia Pública” que se llevó adelante en julio. “La medida, aplaudida por los mismos de siempre, propone una foto proyectada del sector a veinte años con foco en la rentabilidad de las empresas, en la provisión de dólares y en la supuesta garantía de abastecimiento. Lejos de toda centralidad quedó la perspectiva ambiental, que reclama la época y que exigimos cientos y cientos de organizaciones, instituciones y movimientos”, agregó la edil.

 

 

Sobre el movimiento interno en el Frente de Todos, consideró que “debemos recuperar el contrato electoral y plantear un futuro cercano que mejore las condiciones de vida de nuestro pueblo”, mientras que compartió diversos documentos públicos críticos del Frente Patria Grande y Grabois con Fernández. “Sin cambios no hay futuro”, es el más sobresaliente, alentando las salidas de Guzmán, Cafiero y Kulfas.

Quien también apareció en escena es el titular del PJ local, Juan Manuel Rapacioli, uno de los referentes que se opuso a la decisión de Raverta de prohibir la competencia electoral interna en el Frente de Todos. “La política tiene que resolver esto, el mensaje de las urnas fue claro. Esto no se puede leer como una crisis institucional, es solo un gesto”, señaló el dirigente peronista, en diálogo con La Tecla Mar del Plata. En esa línea, planteó que la intención de los funcionarios es “comunicarle a nuestro pueblo que el mensaje fue claramente entendido” y, de esa manera, “darle oxígeno a Alberto”.

 

 

Como contrapeso, quien ganó protagonismo fue el concejal Tata Gandolfi, del Movimiento Evita, quien ayer suspendió una movilización de apoyo a Fernández por pedido expreso del presidente. Ello no implicó que no salgan a diferenciarse de sus compañeros de la UTEP. “Las renuncias que presentaron integrantes del gabinete son una maniobra política legitima pero errónea ya que no ayudan a resolver los verdaderos problemas que tiene la gente”, lanzó ante los medios. Como ninguno otro, puso en público cuestionamientos a Raverta, señalada por lo bajo como la principal responsable desde la derrota electoral del domingo en la ciudad.

“No creo que sea un ataque a la gobernabilidad, pero sí a la herramienta electoral del Frente de Todos. Creemos que el mensaje conciliador y autocritico del presidente el domingo pasado es la dirección correcta que debemos tomar”, concluyó el dirigente social.

 

 

Mientras tanto, el resto de los concejales deambula entre el apoyo público -aunque moderado- a Cristina y el silencio estricto. Entre los primeros, Chucho Páez, Vito Amalfitano y Marina Santoro compartieron la carta de la vicepresidente, aunque no se explayaron más allá. Entre los segundos se ubican los ediles de mayor peso político: Virginia Sívori, Daniel Rodríguez y Marcos Gutiérrez, quien mira con preocupación si en diciembre seguirá en pie su llegada a la regional de ANSES, en reemplazo de Pablo Obeid. Al grupo también se suma Virginia Lagos de Lealtad, quinta en la lista de concejales, preocupada porque los números del domingo la ubican fuera del Concejo Deliberante desde fin de año.