Mar del Plata, Bs As.
Viernes, 5 junio 2020
Revista Num. 884
El Gobierno busca, a través de diversos programas, generar mano de obra intensiva para paliar la crisis en el AMBA. Te presentamos los 224 proyectos que financiará la Nación en ...
Ver Revista
Revista ACTIVAR EL CONURBANO

Revista Num. 884
Ver Revista
ANALISIS
La capacidad de conducción de Bordaisco, bajo examen
Escenario complicado para que vuelvan las sesiones del Concejo Deliberante. Un grupo, al que apoya, va por los encuentros presenciales. Otro, por la vía virtual. Mientras crecen las demandas por la vuelta de las sesiones: ¿podrá generar un punto de encuentro?
La capacidad de conducción de Bordaisco, bajo examen

Mientras en el Congreso se allanó el camino para las sesiones virtuales tanto en el Senado como en Diputados, la situación en el Concejo Deliberante de General Pueyrredón sigue transitando un camino sinuoso. El acuerdo general de retomar la actividad parlamentaria y hacer avanzar expedientes claves en el marco de la pandemia, choca de frente ante la grieta entre quienes proponen encuentros presenciales y aquellos que van por la vía virtual.

En ese marco, lo que emerge en un primer plano es el interrogante sobre la capacidad de conducción del presidente del Concejo Deliberante, Ariel Bordaisco. En medio de la luna de miel por el inaugural gobierno de Guillermo Montenegro y luego en el contexto de la crisis sanitaria, los acuerdos entre oficialismo y oposición no demoraron en concretarse sin mayores tensiones. Pero ahora, la gestión Bordaisco se encuentra ante su primer escenario donde deberá ingeniárselas para generar los consensos necesarios o imponer la autoridad que le confirieron los 24 ediles que avalaron su candidatura.

El bloque de la UCR asoma como una de las voces de peso en el grupo que pone el alerta sobre la ilegalidad de las sesiones virtuales, no contempladas en la Ley Orgánica de las Municipalidad ni en el Reglamento Interno del Concejo Deliberante. Aducen que toda resolución tomada no tendría validez.

Del otro lado, desde el Frente de Todos y Tercera Posición se inclinan por los encuentros virtuales. La postura de la Corte Suprema y el inminente regreso a sesiones mediante esa modalidad en el Congreso, sus principales espadas. El riesgo sanitario, el otro fundamento. Son cuatro los concejales mayores de 60 años que se pueden amparar en las recomendaciones sanitarias de guardar un estricto aislamiento: la propia Mercedes Morro, Daniel Rodríguez (Frente de Todos) y las dos ediles de la Coalición Cívica, Angélica González y Liliana Gonzalorena. Al grupo también se suma Mauricio Loria.

“Si una cajera de un supermercado se expone yendo a trabajar, si lo hace un remisero o un médico, cómo no lo va a hacer un funcionario público. Hay que tener en cuenta que además, como corresponde, el Ejecutivo mantiene sus funciones”, dicen desde un lado. “Parece un capricho, si lo hacemos vía on line podemos avanzar rápidamente”, contra argumentan desde la otra vereda.

En el mientras tanto, siguen ingresando día a día proyectos al Concejo Deliberante –la mayoría de los propios bloques- con iniciativas que buscan acompañar a sectores en crisis en el marco de la pandemia. Incluso, decenas de decretos ad referéndum firmados por Bordaisco esperan la certificación del conjunto del HCD, única forma por la cual tienen validez legal.

La situación de Bordaisco, en ese contexto, aparece interrogada respecto a su capacidad de generar un punto de encuentro. Otro conflicto que quedó invisibilizado arrastra el titular de la UCR marplatense: aún está pendiente la publicación de la auditoría que ordenó sobre la gestión del expresidente del HCD, Guillermo Sáenz Saralegui.

COMENTARIOS
  • Genéricos