CONSEJO ESCOLAR
20/09
Juntos le exige a Provincia la reapertura de los comedores escolares
Desde el espacio plantearon que permanecen cerrados, por lo que apuntaron contra la “improvisación” de la administración que conduce Axel Kicillof.

El bloque de Juntos en el Consejo Escolar de General Pueyrredon adhirió a un comunicado impulsado por sus pares provinciales en el que se le exige a Provincia la reapertura de los comedores que funcionan en los establecimientos educativos.

“Alzamos la voz defendiendo el derecho a la educación y al alimento diario que el Servicio Alimentario Escolar no está garantizando, ya que hoy, los comedores escolares permanecen cerrados. No podemos dejar pasar más tiempo, no podemos seguir postergando la educación y el alimento de quienes más lo necesitan”, enfatizaron a través de un escrito.

Y agregaron: “Desde el primer día de decretada la cuarentena y el cierre total de las escuelas de la Provincia en marzo del 2020 (aún cuando en más de 100 municipios el primer caso de Covid se detectó recién en agosto/septiembre de ese año), hemos sido los Consejeros Escolares, junto con directivos, docentes y auxiliares, quienes nos pusimos al frente del sostenimiento de lo que fue un intento infructuoso de continuidad del Servicio Alimentario a través de la entrega de bolsones”.

Asimismo, señalaron que “del mismo modo” acataron e implementaron “todas y cada una de las resoluciones y exigencias de la DGCyE (Dirección General de Cultura y Educación), aún en la disidencia”, dadas las “marchas y contramarchas” que evidenciaban “muchísima improvisación”.

“No nos resignamos a ser cómplices de una irresponsabilidad más del gobierno provincial. Sin comedores abiertos no hay garantía alimentaria y sin comedores abiertos no hay jornada extendida”, lanzaron.

Ante esta situación, exigieron “la inmediata intervención de Agustina Vila”, titular de la Dirección General de Cultura y Educación, así como también de Andrés Larroque, a cargo de la cartera de Desarrollo de la Comunidad, para que,  “por intermedio de su gestión, atiendan esta situación en la que se encuentran los alumnos y familias bonaerenses”.

Y sentenciaron: “Esta realidad perjudica al alumnado directamente en el desarrollo de sus trayectorias educativas y vulnera el derecho a una alimentación diaria. Limitando así sus posibilidades de lograr una formación integral”.