HACIA NOVIEMBRE
21/09
Los desafíos de cada lista tras las PASO
Juntos buscará sostener la ventaja obtenida. En medio de la crisis interna, el FdT aguarda señales de Nación. El pultismo hizo una mala elección y tendrá que sortear la grieta

Las PASO definieron el tablero electoral en General Pueyrredon: seis fuerzas competirán en las generales de noviembre, con situaciones disímiles y varios desafíos que se abren en los casi dos meses de distancia entre una elección y otra.

Lo ocurrido en las primarias vuelve a confirmar una tendencia histórica: Mar del Plata como un bastión casi inexpugnable para el peronismo. Si bien podía preverse una victoria de Juntos, la diferencia de casi 20 puntos sorprendió hasta al oficialismo, con Guillermo Montenegro a la cabeza.

Para tener una perspectiva del triunfo holgado, en las PASO de 2019, la lista de Fernanda Raverta obtuvo el 28,95% de los sufragios, contra el 36,44% de las fuerzas cambiemitas. En octubre de ese año la brecha se acortó más: el actual jefe comunal cosechó el 40,23%, por encima del 37,91% logrado por el peronismo y sus aliados.

De todos modos, el panorama de aquí a noviembre se puede modificar, más allá del factible triunfo oficialista: el 16% de los votantes lo hicieron en blanco, anularon u optaron por listas que no estarán en las generales, mientras que 223.000 personas ni siquiera fueron a sufragar. La apatía de un sector importante del electorado arroja otro dato revelador: los votos individuales de los seis candidatos de las generales sumaron apenas el 48% del padrón.

Con los números actuales, Juntos conseguiría ingresar 8 ediles al HCD, lo que no le alcanzaría para llegar a la mayoría propia pero estaría por encima de las proyecciones iniciales, que avizoraban un 7-5, más parejo, con el FdT.

La política de aperturas provisorias durante las restricciones del ASPO surtieron efecto en la imagen de Fernando Muro, cabeza de lista, el funcionario que se montó al liderazgo de Montenegro para llegar a la victoria. Quizás una de las claves del resultado, de la mano del eslogan “salud más trabajo”.

Hacia el futuro, el intendente ya bajó un mensaje a nivel gestión, en busca de sostener -o ampliar- la ventaja parcial: instó al gabinete a “no relajarse” ante el resultado de las urnas. La victoria trae también oxígeno puertas adentro, luego de meses difíciles para el oficialismo, con dos presidentes de bloque -Nicolás Lauría y Alejandro Carrancio- que pegaron el portazo y cuyas fuerzas todavía dejaron casilleros por llenar en el Ejecutivo; una sangría que también afectó a la correlación de fuerzas en el HCD y que aún el gobierno municipal no pudo subsanar.

Enfriar temas controvertidos en la agenda podría ser una de las estrategias de cara a noviembre, como postergar la discusión por el fallido pliego del transporte, la situación del predio de disposición final o incluso el Presupuesto 2022, cuya presentación podría dilatarse hasta después de las generales.



La grieta impensada

La negativa a la disputa interna en las PASO y la crisis posterior por los resultados, con la renuncia de funcionarios ligados a Cristina y los eventuales cambios en el gabinete nacional, abrieron una grieta hacia el interior del Frente de Todos, lo que se suma al duro cachetazo por la derrota por casi 20 puntos. Ni el más pesimista de la coalición aguardaba un escenario tan adverso luego del domingo 12 de septiembre.

Recuperar la cohesión interna que supo garantizar Fernanda Raverta tras las elecciones de 2019 es el principal desafío del espacio opositor para afrontar unas generales que le permitan reducir la distancia. El escenario prevé complicaciones: el Movimiento Evita se alineó con Alberto, mientras que en la ciudad hegemoniza el bando K, con la directora ejecutiva de ANSES a la cabeza. Patria Grande, con presencia en el HCD, fue más allá: atacó duramente la presentación de la Ley de Hidrocarburos, en un contexto de resistencia de sectores sociales y pesqueros al avance de la exploración petrolera frente a las costas.

Las posibilidades de recuperación están estrictamente vinculadas a las respuestas que pueda tejer el Gobierno nacional en materia económica, donde los anuncios en cuanto a lo social son los más esperados por los referentes kirchneristas de la ciudad. Incluso algunas voces señalan que las ayudas que bajaron de Provincia y Nación no fueron capitalizadas en la campaña.

A la espera de los números del primer semestre, el último informe del INDEC alertó por un cierre de 2020 con 15.000 nuevos pobres en Mar del Plata, donde la pobreza subió al 41,1% y la indigencia al 10,8%. En los barrios populares es donde más incidencia tuvo el ausentismo en las PASO, donde, además, Juntos redujo la importante diferencia con la que el kirchnerismo había triunfado en 2019.

La mejora de las condiciones de vida en el corto plazo en las zonas más desfavorecidas de la ciudad es una de las cartas a las que apuesta la coalición, para lograr, mediante una mayor participación del electorado, recuperar parte del terreno perdido.



Tras superar las PASO, Crear Mar del Plata se prepara para noviembre

Luego de su debut electoral en soledad, en Crear Mar del Plata celebraron los resultados de las PASO que, con un 2,9%, le permitirá decir presente en las elecciones generales del 14 de noviembre.

“En noviembre va a haber una boleta exclusivamente marplatense y cinco estructuras nacionales”, reflexionó Lucas Fiorini, impulsor de la candidatura de Fernando Navarra. Con una fuerte tradición localista del electorado, el espacio vecinalista busca ocupar el terreno político que supo pertenecer a Acción Marplatense.

“Estamos muy contentos porque era todo un desafío plantar un partido nuevo que no tiene arrastre de partidos nacionales, que se presenta con la convicción de representar al vecino que muchas veces no es escuchado. El marplatense quiere tener representación local”, dijo el senador. Fiorini también evidenció ante La Tecla otra clave: “Ahora viene otro tipo de campaña, con seis listas, que permiten que el electorado pueda conocer mejor a los partidos y a los candidatos”, con el desafío de alimentar el actual bloque de dos concejales.

Además, buscan consolidar un espacio regional donde otros partidos vecinalistas de su misma fuerza que también debutaron lograron superar las PASO. El caso más destacado es el de Acción Tandilense, que se ubicó tercero con el 4,7%. En noviembre también competirán Unidos por la Costa (La Costa) y Vecinos Unidos por Mar Chiquita.

“Hemos alcanzado una construcción importante, que nos da legitimidad y fortaleza para enfrentar las elecciones legislativas de noviembre con la esperanza de que nos acompañen muchos más vecinos”, cerró Fiorini.



Avanza Libertad, la tercera fuerza

El emergente del liberalismo tiene su correlato en La Feliz, donde Avanza Libertad se ubicó tercera, con el 5,8%, un punto por encima del 4,8% de Espert en Diputados. El presidente de la UCeDé local, Gustavo José, se impuso en la interna a Susana Mezzadri y a Hernán Alcolea, y buscará sumar otros tres puntos para llegar al Concejo. “Hicimos una muy buena elección, y ahora nos toca devolver en trabajo la confianza que nos brindaron”, comentó José a La Tecla. La clave será ganar el voto de las nueve listas de derecha que quedaron afuera, con un global del 5,17%.
 

La izquierda y el sueño de ingresar un concejal

A la par de la buena elección nacional, el Frente de Izquierda también mostró números alentadores. “Nuestro resultado superó las expectativas previas”, reconoció el candidato a concejal Alejandro Martínez (PO), que se impuso en la interna a Sonia Magasinik y fue el tercero más votado (3,8%), mientras que el FIT alcanzó el 4,6%. La misión de llegar al HCD es compleja, pero apuestan a dos claves: que la crisis interna del FdT les permita sacar votos por izquierda y sumar el 2,33% de las listas de izquierda que no superaron las PASO.



Pulti apostó a un pleno y se quedaría con las manos vacías

La decisión de Gustavo Pulti de integrar a Acción Marplatense (AM) a una perspectiva provincial de alternativa a la grieta, resignando además su participación como candidato a concejal y apuntando en cambio al Congreso, con los números en mano se evidenció como errada: Randazzo sumó un fuerte fracaso y la boleta municipal pegada a la sábana de Vamos con Vos no despegó más allá del 3,6%.

Los resultados de las PASO ponen a AM sin chances de banca tanto en el Concejo como en Diputados, donde el exintendente va en tercer orden. “Hay que decir con mucha claridad que hemos hecho una mala elección. Las razones tienen que ver con varios factores”, reconoció Pulti.

 

Ventaja de Juntos en los circuitos electorales

Juntos triunfó en 12 de los 24 circuitos electorales, revirtiendo el resultado de las generales de 2019, cuando Montenegro ganó la intendencia pese a perder en 12 de los 15 circuitos (este año se sumaron nueve). A la contundencia en la zona céntrica, el oficialismo adicionó triunfos en las zonas norte y oeste del partido, con una sorpresiva ventaja en regiones del sur, como el puerto.

El Frente de Todos ganó en 11 circuitos -el restante fue empate-, manteniendo hegemonía en la mayor parte del sur y en el primer cordón al oeste de Mar del Plata.



Mar del Plata, ¿sin presencia en el Congreso?

Pese a tener un padrón superior a 11 provincias, con 580.000 votantes, General Pueyrredon se quedaría sin representantes en el Congreso. En el Senado no tiene participación, mientras que al único diputado (Juan Aicega) se le vence el mandato. Ni Juntos ni el FdT llevaron a locales en los primeros puestos en 2019 y en 2021. Pulti es el que cuenta con más chances, aunque el magro resultado de Vamos con Vos lo deja en una situación compleja.