EN FOCO
25/11
Bonificaciones docentes: el gobierno comienza a cerrar el frente judicial con otros dos fallos de Cámara favorables
Los camaristas revirtieron dos sentencias de Primera Instancia que habían reconocido el pago de las diferencias salariales no percibidas mientras rigió la medida. Los detalles.

Las múltiples demandas colectivas de docentes contra la Municipalidad de General Pueyrredon para percibir el pago retroactivo de las bonificaciones docentes no cobradas mientras operó la modificación del cálculo en el tramo final del gobierno de Carlos Arroyo, comienzan definitivamente a dejar de ser una preocupación para el gobierno por el impacto en las finanzas comunales.

Es que en las últimas horas la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo dictó dos fallos que revirtieron sentencias del Juzgado Contencioso Administrativo N°2 que habían favorecido a los docentes demandantes, anulando el Decreto 2272/18 de Arroyo y el pago de las diferencias no percibidas entre octubre de 2018 y diciembre de 2019.

Los fallos de Primera Instancia del magistrado Marcelo Fernández se dieron a conocer el 18 y 23 de noviembre en dos causas “Vanesa Pérez y otros” –que incluye a otros diez docentes- y “María Josefa Selmi y otros” –impulsada por otros ocho trabajadores de la educación-, y que ahora fueron revertidos por los camaristas Elio Ruccitelli, Roberto Mora y Diego Ucín, avalando el recurso de apelación presentado por la Municipalidad.

El argumento central del fallo unánime de la Cámara es que la decisión del intendente Guillermo Montenegro de restituir en enero de 2020 el beneficio, mediante el Decreto 79/20, fue tomada por “razones de oportunidad, mérito o conveniencia” y no por la “existencia de defectos, vicios o irregularidades en el decreto 2272/18”, por lo que no tiene sustento el reclamo judicial para cobrar las sumas no percibidas mientras estuvo vigente el decreto de Arroyo, entre octubre de 2018 y diciembre de 2019.

Los fallos sientan un segundo precedente relevante, luego del fallo “Magrini” de julio, donde en una causa idéntica habían dejado sin efecto un fallo del otro juzgado con competencia, el N° de Simón Issach, que también había reconocido el derecho de los docentes a percibir las diferencias salariales. Esta semana, Issach volvió a fallar en otra causa paralela, ahora retomando los argumentos de la Cámara y considerando que el Ejecutivo estaba dotado de competencia para modificar por decreto la relación de empleo y que no se afectaron derechos adquiridos.

Se espera que de este modo el gobierno municipal comience a cerrar el frente judicial, que por el momento dejaba abierto el interrogantes sobre las causas en el juzgado de Fernández, llevando tranquilidad al área de Contabilidad, que en diversos informes viene advirtiendo sobre el impacto financiero de sentencias en contra de la Comuna.